La depresión, así es.

No sabes en que momento caíste en ella y tampoco sabes cómo salir. Imagina que eres el agua que hierve dentro de la hoya presto, así es la depresión.


Estar en una caja transparente en donde gritas y las personas pasan, pero no te escuchan ni entienden lo que quieres decir, la mayoría no les importa entenderlo, pero si juzgarlo. Como golpear fuerte la caja y sentir la impotencia de no poder romperla, la depresión así es.


Es no poderte levantar de la cama sin una pastilla que te ayude a sobrevivir, la depresión es no poder dormir 8 horas seguidas sin una pastilla que te ayude a hacerlo.


Es no poder conectar con el mundo exterior aunque luches con todas tus fuerzas, es observar, es no poder darte a entender, es desconectarte.


La depresión es caer en un abismo del que no vas a encontrar salida, al menos que tengas la fortuna de acudir con un profesional.


Cuando veo a las personas indigentes pedir dinero en la calle, no puedo dejar de preguntarme ¿qué los hizo terminar así?

Apuesto a que hay muchas personas que no saben que tienen depresión y terminan desconectándose del mundo. Estancándose.


Apuesto también a que hay personas que SI saben que tienen depresión y no tienen el valor de atenderse porque prefieren depositar sus expectativas de felicidad en otra gente, lo cual es totalmente injusto, nuestra felicidad naturalmente no puede depender de los demás.(Conozco a varios así).


La depresión así es, te alejas de personas porque no quieres lastimarlas con tu negatividad o te alejas porque terminan contaminando la poca tranquilidad que te queda.


Las personas con depresión merecen todo nuestro respeto por el simple hecho de atreverse a seguir viviendo en un estado así.


Sentirte deprimido es querer salir de ti mismo, es no encontrarle un sentido a tu existencia, algunos logran volver a conectar con el mundo y algunos no.

La depresión así es.


Con amor, Lorena.




104 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo